domingo, 5 de diciembre de 2021
21 C
Buenos Aires

English English Español Español

Pumeza Matshikiza: la voz de la esperanza… desde Alemania entrevista exclusiva.

LECTURA RECOMENDADA

Geográficamente, la República de Sudáfrica está muy lejos de los principales centros de ópera del mundo. Sin embargo, en los últimos años, gracias al trabajo de las agencias especializadas , han aparecido varios artistas prometedores de este país en particular.

Por ello hoy entrevistamos a Pumeza Matshikize

Pumeza nació en Ciudad del Cabo y se crió en la pobreza y la devastación. Moviéndose de una ciudad a otra en busca de una vida más tranquila y segura con su madre, aún no sabía que su voz se convertiría en su tesoro. «Vi la diferencia entre cómo viven las personas oscuras y las personas blancas. Me pareció extraño. Fue sólo más tarde que comencé a comprender lo que estaba sucediendo». Pumeza llegó a la ópera por accidente. Una vez escuchando la radio, en una de las estaciones de radio descubrió accidentalmente algo muy interesante: el canto de la cantante sueca Edith Mathis, quien cantó arias de la ópera de Mozart «El matrimonio de Fígaro». Pumeza quedó hipnotizado tanto por la voz como por la música. Desde entonces, soñaba con cantar como «divinamente».

Pero para la niña Kosa, que vivía en un pequeño pueblo en las terribles condiciones del apartheid, las lecciones de música no estaban disponibles. Como dice Pumeza, «tuve que pensar en otras formas». Estudió música africana y europea por su cuenta y cantó en el coro de una iglesia. «Me tomó mucho tiempo aprender un aria. Tenía que cantar a capela y confiar solo en mi oído. No había piano ni ningún otro instrumento para tocar una melodía. En la calle donde vivía, yo era el único hijo con interés en la ópera «.

Se suponía que Pumeza se convertiría en topógrafo, pero el misterioso mundo de la ópera la atraía cada día más. Un día, estaba pasando por el Cape Town College of Music y escuchó cantos provenientes de allí. Pumeza fue allí y pidió ser escuchado. Entonces comenzaron sus estudios. «A los 21, estaba aprendiendo lo que los niños aprenden a los 5. Todavía me siento un poco limitado por eso. No puedo tocar el piano». Por primera vez, Pumeza escuchó el sonido de su voz en una cinta de casete justo en ese momento. ¿Estaba sorprendida? «Sí. Todavía no entiendo por qué a la gente le gusta mi voz. Escucho tantos errores …»

Hace 20 años, nadie hubiera pensado que Pumeza se convertiría en una de las estrellas más brillantes de una nueva generación de cantantes. Su destino se decidió por casualidad: el famoso compositor sudafricano Kevin Nolance escuchó su voz.

Instantáneamente le compró un boleto a Londres, donde el Royal College of Music otorgó a la joven cantante una beca completa para estudiar durante tres años. Y el empresario Peter Moores cubrió sus gastos de vivienda y alimentación. Esto fue en 2004. Más tarde, Pumeza se convirtió en participante del programa juvenil del Royal Theatre, Covent Garden, luego cantó por un tiempo en el escenario del teatro, y luego se mudó a Alemania.

«Cuando llegué a Alemania, inmediatamente me llamó la atención el poder que tienen las mujeres allí. La cultura machista domina en Sudáfrica, que está cubierta con la palabra» tradición «.

El disco debut de Pumeza, data del 2014 The Voice of Hope, lanzado en 2014, incluyó arias de ópera y canciones populares africanas. A partir de alli, su carrera se catapulto a la fama. Asimismo dice lo sorprendida que estaba cuando regresó a su ciudad natal para grabar el video musical de su álbum,»Prácticamente nada ha cambiado. Es muy difícil corregir los errores de la era del colonialismo y el apartheid en 20 años».

Una entrevista, que se encuentra enmarcada por la distancia ya que la misma se realizo vía zoom, pero para destacar es la calidez de Pumeza, y sobre todo el permitir adentrarnos en su historia, lo cual uno no siente dolor en sus palabras sino superación. una voz por la esperanza.

Mas articulos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

ULTIMAS NOVEDADES